Salud, cloacas y rol del Estado


Carabelas ya tiene red cloacal. Fue inaugurada el jueves con un acto que mostró algunos detalles interesantes.

Con un acto breve y sencillo, que consistió principalmente en varios discursos, quedó oficialmente inaugurada y puesta en funcionamiento el jueves la red cloacal de Carabelas. A pesar de que algunas de las alocuciones estuvieron cargadas de connotaciones electoralistas, el evento dejó varios datos interesantes que vale la pena rescatar.

El primero de tales datos es lo concreto: Carabelas ya cuenta con un sistema cloacal que sumará calidad de vida a toda la población, reducirá riesgos sanitarios (por ejemplo, los derivados de la inevitable contaminación de las napas por los pozos ciegos), y contribuirá con el cuidado del medio ambiente.

Pero también hubo otros detalles, y quizás valga la pena mencionar en primer término a uno de los conceptos expresados por el ingeniero Daniel Boyeras, secretario de Obras Públicas de la comuna. "Yo soy un convencido de que las obras de saneamiento son prioritarias, porque implican invertir, y mucho, para la prevención en la salud de la gente", afirmó. Es reconfortante advertir que un funcionario gubernamental del más alto nivel considere que lo prioritario, para el Estado, es la gente. Si uno presta atención a la turbulencia discursiva que nos rodea, quizás se sorprenda al advertir que no es un pensamiento habitual.

También cabe detenerse en una idea manifestada por el intendente Claudio Rossi: "Mañana nos olvidaremos de esta obra y pondremos nuestra mente en las que siguen. Tenemos otras comunidades que están deseando acceder a este importante servicio, y por eso trabajamos, por ejemplo, en las colectoras norte y sur de la ciudad de Rojas, y también en el proyecto de Rafael Obligado", sostuvo. Otra expresión destacable, que habla de la intención de "no dormirse en los laureles" y seguir impulsando emprendimientos de este tipo, a pesar del "parate" que sufre la obra pública desde la primera mitad de 2018, cuando la Argentina firmó un acuerdo con el Fondo Monetario Internacional (allí se decidió continuar lo que estaba en marcha y suspender todo lo demás, lo cual se ha cumplido en parte).

Quizás estas cuestiones del trasfondo discursivo del acto no hayan salido a la superficie en la crónica periodística común. No obstante, El Portal de Rojas cree necesario destacarlas ya que se trata nada menos que de la voz del Estado, por más que se haya hecho oír a través de los dichos de quienes circunstancialmente están ocupando cargos públicos.

LA INAUGURACIÓN

El gobierno municipal en pleno, junto al ministro de Infraestructura bonaerense y otros funcionarios del área, dejaron inaugurada y formalmente operativa a la red cloacal de Carabelas, que a partir de ayer ya está disponible para que los vecinos se conecten.

El acto se realizó el jueves a mediodía en la planta de tratamiento que existe en la localidad desde hace mucho tiempo, aunque hasta ahora sólo recibía los líquidos descargados por los camiones atmosféricos. No había para los carabelenses otra posibilidad que usar el pozo ciego.

A partir de ahora, convenientemente remodelada y equipada, la planta recibirá los efluentes que, a través de los quince mil metros de red cloacal construidos, llegarán de manera mucho más salubre para la población y limpia para el medio ambiente.

La inauguración constó de un acto protocolar muy sencillo, encabezado por el intendente Claudio Rossi, el ministro Roberto Gigante, el ingeniero Martín Heinrich (director de la DIPAC), la delegada municipal Ángeles Zarantonelli y el secretario de Obras Públicas rojense, Daniel Boyeras. A la lista de oradores se sumaría después Aroldo Toso, miembro de la comisión directiva de la Cooperativa de Agua Potable y Otros Servicios de Carabelas (que gestiona y administra el sistema).

Como maestro de ceremonia actuó el contador Hugo Silveira; en primer término dio la bienvenida a todos y nombró a los presentes: el intendente Claudio Rossi; el ministro de Infraestructura bonaerense, Roberto Gigante; la delegada municipal Ángeles Zarantonelli; concejales encabezados por el presidente del cuerpo, Leonardo Armellini (entre ellos el carabelense Román Bouvier); efectivos policiales de Rojas con su jefe al frente, comisario Enrique Pagez; el director provincial de Agua y Cloacas, Martín Heinrich; la directora ejecutiva de la DIPAC, Candela Zilberberg; secretarios, directores y jefes de área del gobierno municipal de Rojas; los delegados municipales de Rafael Obligado, Ariel Gallardo, y de Pinzon, Fernando Cornejo; representantes de instituciones, gente de prensa y muchos vecinos.

Los cuatro discursos de que constó el acto fueron pronunciados por Daniel Boyeras, Aroldo Toso, Claudio Rossi y Roberto Gigante. Luego, los presentes recorrieron la planta de tratamiento, que ya está en pleno funcionamiento.

El ingeniero Boyeras señaló que "es un día de alegría, porque yo son un convencido de que las obras de saneamiento son prioritarias, porque implican invertir, y mucho, porque sirven para la prevención en la salud de la gente, y para el cuidado del medio ambiente".

"Acá tenemos una obra que supera los 40 millones de pesos; se construyeron más de 15 mil metros de colectoras, una estación elevadora, como obras necesarias para potenciar lo que previamente se había ejecutado en esta planta de tratamiento", añadió el ingeniero.

"Celebro que desde la política se priorice este tipo de obras, porque es una apuesta al futuro para los vecinos de Carabelas", finalizó diciendo.

A continuación, en representación de la Cooperativa de Agua Potable y Otros Servicios de Carabelas, Aroldo Toso, destacó los beneficios que para los vecinos traerá el nuevo sistema: costos reducidos en comparación con los camiones desagotadores, y reducción de riesgos de contaminación de napas. Finalmente, agradeció a las autoridades por la concreción, poniendo especial énfasis en "la incansable tarea" desarrollada por la delegada Ángeles Zarantonelli.

Seguidamente se dirigió a los presentes el intendente Claudio Rossi. Dijo que "inaugurar una obra siempre es una satisfacción, porque quedan atrás largas gestiones, complicaciones que hay que superar", aunque aclaró que "mañana nos olvidaremos de esta obra y pondremos nuestra mente en las que siguen. Tenemos otras comunidades que están deseando acceder a este importante servicio, y por eso trabajamos, por ejemplo, en las colectoras norte y sur de la ciudad de Rojas, y también en el proyecto de Rafael Obligado".

El discurso de cierre fue el del ministro Roberto Gigante, quien expresó su alegría "por inaugurar una obra que va a dar posibilidad de acceso a la red cloacal a mil doscientos vecinos de Carabelas", y destacó que "no es un hecho aislado, ya que en los ciento treinta y cinco distritos de la provincia hay obras de este u otro tipo".

El acto finalizó con la entrega, por parte de los bomberos voluntarios de Carabelas, de un reconocimiento al ministro Gigante. Entregaron el simbólico banderín el titular de la Sociedad, Juan Carlos Piazzalle; el tesorero Marcos Mariani; la bombera Isabela López, y la delegada municipal Ángeles Zarantonelli, especialmente invitada para formar parte de la sencilla ceremonia.

Gear SA

Clyfer