En Rojas, un referente histórico del sindicalismo argentino


Víctor De Gennaro llegó invitado por el Partido Socialista, en el marco de su campaña electoral, y habló sobre temas de actualidad. "A los jóvenes le están precarizando la vida", afirmó.

Víctor De Gennaro es uno de los referentes principales del sindicalismo argentino, con reconocida actuación durante más de treinta años en el movimiento gremial del país y también a nivel latinoamericano.

Su gremio de origen es la Asociación de Trabajadores del Estado, pero también participó de la CGT, y luego de la CTA, de la que fue Secretario General durante años. Miembro fundador de la CLATE (Confederación Latinoamericana de Trabajadores del Estado), también fue Diputado Nacional por el partido Unión Popular, integrando distintos frentes.

Como candidato a Diputado Nacional en las elecciones recientemente celebradas, estuvo en Rojas en el marco de la campaña del Partido Socialista.

De Gennaro mantuvo contactos con la prensa y se refirió a varios temas de la actualidad política, sobre todo a lo que consideró "pérdida de derechos" promovida por el Gobierno Nacional, y a "la necesidad de enfrentar las políticas neoliberales". En ese sentido, mencionó especialmente a la reforma laboral en ciernes.

"Yo descubrí que en las cámaras legislativas hay más negocio que debate; en la Legislatura bonaerense todos se pelean, pero le aprobaron a Vidal el Presupuesto que reduce la educación, la salud, que ataca al sistema previsional y que hipoteca el futuro de los jóvenes", sostuvo De Gennaro.

También se refirió al movimiento sindical, explicando que "después de la dictadura se creó el sindicalismo empresarial; no sólo viven como empresarios y piensan así, sino que se volvieron empresarios. Hoy hay una cúpula entreguista en la CGT, que termina siendo oficialista, sea cual sea el gobierno. Son oficialistas, más allá de que los gobiernos cambien. Por eso, además de meter presos a los delincuentes, hay que democratizar el movimiento sindical".

Con respecto a la reforma laboral, consideró De Gennaro que "ya se está haciendo en la práctica. Lo que quieren es legalizarla, pero existe. Hoy, más de la mitad de los trabajadores no tiene seguridad social, y eso es un gran avance de la ilegalidad. Ocho de cada diez pibes menores de treinta años no sabe qué es un trabajo estable, y por ende, no tiene la posibilidad de soñar. Le precarizaron la vida, el trabajo, pero sobre todo le precarizaron los sueños; no puede planificar lo que quiere hacer. La reforma laboral ya se está aplicando, y la forma de institucionalizarla no será con una ley, sino sindicato por sindicato".

Gear SA

Clyfer