Monsanto presentó a 100 mujeres empleadas para el deschalado


Realizó un acto en la planta "María Eugenia" con la presencia de autoridades locales, provinciales y de la empresa.

Monsanto contrató a cien mujeres de Rojas para trabajar en el deschalado de maíz, reemplazando a algunos de los "changos" santiagueños que año a año llegan al distrito, y las presentó públicamente durante un acto al que asistieron autoridades de la empresa, de la Provincia de Buenos Aires y de la Municipalidad local.

El acto tuvo lugar en la planta "María Eugenia" ubicada sobre ruta 31 con la presencia de las mujeres contratadas, a quienes se sumaron otros cincuenta hombres que realizarán un trabajo similar. Estuvieron presentes el Líder de Operaciones de Semillas de Monsanto, Dardo Lizárraga; el Director de Agricultura de la Provincia, Eduardo Soto; el Intendente Municipal Claudio Rossi acompañado por buena parte de su gabinete; el Presidente del Concejo Deliberante, Leonardo Armellini, y otros concejales; el Secretario Adjunto de UATRE nacional, Ramón Ayala; y otras autoridades políticas y policiales de Rojas y la región.

Luego de la presentación vinieron los discursos, que en esta oportunidad estuvieron a cargo de Dardo Lizárraga, de Ramón Ayala y del intendente Claudio Rossi. También se dirigieron a los presentes algunas de las mujeres que trabajarán en el deschalado de maíz, y fue proyectado un video institucional informativo sobre la empresa.

Lizárraga destacó que la incorporación de personal rojense a este trabajo tradicionalmente realizado por santiagueños se debe a "una fuerte articulación con el sindicato y la Municipalidad", y celebró el giro político y económico experimentado por el país en el último año, al que consideró como "muy interesante". Informó además que por ese motivo la planta "María Eugenia", que venía trabajando al 50 por ciento de su capacidad, podrá funcionar a pleno en poco tiempo más.

"Esto fue lo que ha llevado a la empresa a tomar la decisión de incorporar mujeres de la ciudad de Rojas apoyando el crecimiento y el desarrollo. Monsanto está trabajando en campos de todo el país con una inversión de 200 millones de dólares en el presupuesto para la producción de semillas, y en particular el programa de contratación significan más de 10 millones de pesos en salarios e infraestructura", sintetizó.

A su turno, el intendente Rossi mostró su satisfacción porque "el hecho de que en lugar de personal migrante se tome gente de Rojas va a potenciar el desarrollo económico local".

También se refirió el Intendente a la posibilidad de que sea instalada en la ciudad una zona industrial planificada, e invitó a Monsanto "a acompañar en ese cometido". En este marco se inscribe también la posibilidad de construir en Rojas una central generadora de electricidad a partir de la biomasa, un proyecto en el que está embarcada la Clyfer y que involucra a Monsanto por la gran cantidad de desechos vegetales que genera, precisamente la materia prima que dicha central necesita.

Eduardo Soto, por su parte, valoró "lo que Monsanto viene realizando en Rojas porque promueve la inversión, el desarrollo y la creación de nuevos puestos de trabajo".

Gear SA

Clyfer